07 junio 2014

Sexo explícito en el juego de Gran Turismo

Primero fue su fondo ultraviolento y su forma de retratar a las minorías étnicas y a las mujeres. Ahora es el contenido sexualmente explícito de una ventana no tan oculta lo que vuelve a situar en el ojo del huracán a Grand Theft Auto: San Andreas, el videojuego estrella de la temporada.

El escándalo llegó el lunes a la Cámara de Representantes del Congreso de EEUU, que ha realizado un llamamiento unánime para investigar a la compañía que está detrás del juego, Take Two Interactive Software, informa la BBC.

La polémica se reabrió la semana pasada, cuando un fan encontró la forma de acceder a las escenas sexuales. El título recibió entonces por parte de la Entertainment Software Rating Board (entidad que establece las calificaciones de los videojuegos en EEUU), la catalogación AO (sólo para adultos), lo que provocó que grandes almacenes estadounidenses dejaran de comercializarlo.GTA: San Andreas fue lanzado originalmente en octubre en EEUU con categoría M (de 17 años en adelante).

El editor de GTA negó que las escenas recién descubiertas formaran parte del juego, pero después reconoció que las mismas estaban incluidas en la versión para detallistas.

La Cámara de Representantes votó a favor de una investigación federal que determine si Take Two hace caso omiso intencionalmente a los parámetros de la industria.

«La puesta en venta de GTA: San Andreas era muy esperada, pero una catalogación sólo para adultos hubiera limitado severamente sus ventas en los puntos al por menor», comentó Fred Upton, congresista por Michigan. «Parece que el editor vulneró descaradamente las reglas para poner material sexualmente explícito al alcance de nuestros jóvenes. No se puede permitir que una empresa se beneficie del engaño».

No hay comentarios:

Publicar un comentario