Prefiero ver la tele a leer

Los hogares españoles están muy bien -cada vez mejor- equipados en videos, televisores y reproductores de discos compactos, pero cada vez hay menos libros. No es una sorpresa ni una novedad, pero el estudio sobre Medios de Comunicación del Centro de Investigaciones sobre la Realidad Social, dirigido por Juan Díez Nicolás y realizado sobre 1.200 encuestas el mes pasado, mide con precisión la situación y una tendencia aparentemente imparable hacia, no sólo la supremadia de lo audiovisual, sino la postergación de la palabra escrita y hablada a favor de la imagen. Sin embargo, aunque los autores del estudio no lo resaltan en su resumen, se desprende también de este una preferencia creciente por la Prensa escrita y la radio sobre la televisión como medio informativo entre los segmentos de población más educados y de mayor nivel económico. 

Las mujeres leen mucho menos los periódicos que los hombres; más del 70% de los varones de posición social alta leen la Prensa a diario. El estudio resalta que la sociedad reconoce los efectos positivos y negativos de la televisión, el video y los videojuegos: más de dos tercios de los encuestados cree que por ellos se habla cada vez menos en la familia y las nuevas generaciones son cada vez más introvertidas e incultas, pero la misma proporción estima también que la diversidad de medios ayuda a pensar de forma más abierta. La mayoría reconoce la enorme influencia de los medios sobre las opiniones, la moda, los hábitos de compra, pero también se duda de que los medios ayuden a controlar la moralidad pública.


El equipamiento en material audiovisual de los hogares es casi total en cuanto a televisores en color (98%), radio (93%), radiocassettes (81%), e importante en mando a distancia (64%), tocadiscos (51%) e incluso el reciente compact disc (20%). El 9% tiene videocámara y el 5% descodificador de Canal Plus. Pero en un 60% de los hogares hay menos de 50 libros (ninguno, en un 9%), y sólo un 14% de los encuestados se dice lector de libros. La casi totalidad de la población (96%) ve asiduamente la televisión, el 49% lee periódicos y el 67% escucha la radio. (Pero el 30% considera a la radio el medio más veraz, y el 29% a la televisión). 

Pero el 68% de la población no fue ni una sola vez al cine durante el año anterior, el 80% no leyó un solo libro «de diversión» (es decir, novelas premiadas o «best sellers») y el 79% no fue una sola vez al teatro o a un concierto. Los temas tratados por los medios informativos son considerados como «muy interesantes» o «bastante interesantes» por los siguientes porcentajes de los encuestados: cultura (57%), ecologia (49%), música (48%), previsiones del tiempo (42%), política nacional (41%), política local (41 %), política regional o autonómica (40%), deportes (35%). Significativamente alcanzan bajos porcentajes la economía (18%) y la vida de personajes famosos (15%).

Comentarios